LA PAZ DE DIOS SOBREPASA TODO ENTENDIMIENTO

la-paz-de-dios-sobrepasa-el-entendimiento

“Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús. “ (Filipenses 4:7 RVR 1960)

Nuestro mundo lleno de problemas, anhela tener paz. Los que viven en tierras destrozadas por la guerra, miran la destrucción que les rodea y claman por la paz. Algunos viven en países, vecindarios o familias desgarrados por los conflictos, y desesperadamente anhelan la paz. Otros viven en ambientes pacíficos, pero sus corazones están llenos de discordia y desesperación; ansían tener paz mental.

El Señor desea que tengamos paz. El nacimiento del Sr. Jesús fue anunciado con el canto que dice: «¡Gloria a Dios en las alturas, y en la tierra paz, buena voluntad para con los hombres!» (Lucas 2.14). En las últimas horas que pasó el Sr. Jesucristo con Sus discípulos antes de morir, les dijo: La paz os dejo, mi paz os doy; yo no os la doy como el mundo la da. No se turbe vuestro corazón, ni tenga miedo (Juan 14.27), y en Juan 16.33 dice: Estas cosas os he hablado para que en mí tengáis paz. En el mundo tendréis aflicción; pero confiad, yo he vencido al mundo.

¿Por qué no tenemos paz? Por lo menos dos barreras existen: En primer lugar, muchos no entienden qué es la verdadera paz; su concepto de paz se reduce a una situación pacífica o a la ausencia de conflictos. En segundo lugar, la mayoría no entiende que la única paz verdadera, que satisface plenamente y que es duradera, es la paz que viene del Señor.

Filipenses 4: 4-9 leemos en 4 Regocijaos en el Señor siempre. Otra vez digo: !!Regocijaos! 5 Vuestra gentileza sea conocida de todos los hombres. El Señor está cerca. 6 Por nada estéis afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios en toda oración y ruego, con acción de gracias. 7 Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús. 8 Por lo demás, hermanos, todo lo que es verdadero, todo lo honesto, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo que es de buen nombre; si hay virtud alguna, si algo digno de alabanza, en esto pensad. 9 Lo que aprendisteis y recibisteis y oísteis y visteis en mí, esto haced; y el Dios de paz estará con vosotros.

No pasemos por alto la palabra «Y». La promesa en Filipenses 4: 7 está vinculada con los versículos 4 al 6: Si usted se regocija siempre; si usted es «agradablemente razonable» siempre; si en lugar de preocuparse, usted ora; entonces tendrá usted «la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento ».

LA PAZ DE DIOS” es la paz que da Dios, la paz que solo Él puede dar porque Él es “el Dios de paz” (Filipenses 4:9). La expresión «sobrepasa todo entendimiento» es traducción de la frase griega («tener [o sostener] sobre») – («todo») – («mente» o «pensamiento»).

Significa básicamente “SOBRE TODA MENTE” o “SOBRE TODO PENSAMIENTO”. La palabra podría referirse al hecho de que la mente humana es incapaz de producir la paz que solo Dios puede dar. Es probable que el propósito de la frase sea transmitir un significado más sencillo: La paz de Dios es tan maravillosa, tan asombrosa, que no hay manera como pueda ser comprendida por mentes finitas.

Sin duda la paz que proviene de Dios, o la paz que él confiere. No es lo mismo que tener paz para con Dios (Romanos 5: 1), sino que resulta de disfrutar esa experiencia. Pablo aclara que esa paz se concederá al que vive una vida de oración (Filipenses 4: 6). Puede suceder que el cristiano no siempre esté en paz con todos los hombres (Hebreos 12: 14); pero esa situación no tiene por qué impedir que reciba la paz de Dios en su corazón. Esta paz se basa en la fe en Dios y en un conocimiento personal de su poder y protección. Brota de un sentimiento de la permanente presencia divina y produce una confianza infantil y un amor confiado.

DESGLOSEMOS: Filipenses 4: 7 Y la paz de Dios, que SOBREPASA todo ENTENDIMIENTO, GUARDARÁ vuestros CORAZONES y vuestros PENSAMIENTOS en CRISTO

SOBREPASA”. Gr. huperéjo, “sobresalir”, “descollar”; “supera” (BJ); “sobrepuja” (BC, NC).

ENTENDIMIENTO”. Gr. nóus, vocablo que puede tener varios matices de significado:

  1. “facultad de comprender”, “entendimiento”, “mente”;
  2. “razón”;
  3. “facultad de juzgar”;
  4. “modo de pensar” y, por lo tanto, “pensamientos”, “sentimientos”.

EL SIGNIFICADO QUE PABLO LE DA AQUÍ PODRÍA SER:

  • La paz de Dios sobrepasa a la razón humana en su capacidad para vencer la ansiedad,
  • La paz de Dios supera en grado máximo el punto hasta el cual puede llegar nuestra imaginación.
  • El más probable es el segundo significado, pues coincide con la costumbre de Pablo de dejarse arrebatar con la excelencia de su tema y de usar superlativos en un esfuerzo para expresar lo que está más allá de la expresión humana (Y a Aquel que es poderoso para hacer todas las cosas mucho más abundantemente de lo que pedimos o entendemos, según el poder que actúa en nosotros. Efesios 3: 20). Los que conocen esta paz por experiencia propia son los únicos que pueden tener una visión adecuada de su significado.

“GUARDARÁ”: La paz de Dios, como un centinela, monta guardia ante el corazón y la mente para impedir que los afectos y los pensamientos sufran de ansiedad.

“CORAZONES”: La palabra “corazón” se usa en el NT para referirse al centro de los pensamientos, deseos, sentimientos y pasiones

  • Mateo 5: 8 Bienaventurados los de limpio CORAZÓN, porque ellos verán a Dios
  • Mateo 5:28 Pero yo os digo que cualquiera que mira a una mujer para codiciarla, ya adulteró con ella en su CORAZÓN.
  • Mateo 12: 34 ¡Generación de víboras! ¿Cómo podéis hablar lo bueno, siendo malos? Porque de la abundancia del CORAZÓN habla la boca.
  • Romanos 1: 21 Pues habiendo conocido a Dios, no le glorificaron como a Dios, ni le dieron gracias, sino que se envanecieron en sus razonamientos, y su necio CORAZÓN fue entenebrecido.

“PENSAMIENTOS”: Gr. No mata, “pensamientos”, “propósitos”, como los que emanan del corazón.

EN CRISTO JESÚS”: En el sentido de que la paz de Dios mantiene al creyente en unión con Cristo, o que los que están “en Cristo Jesús” serán guardados por la paz de Dios. En cuanto a la forma en que Pablo emplea la expresión “en Cristo”, (Filipenses 2: 1 Por tanto, si hay alguna consolación en Cristo, si algún consuelo de amor, si alguna comunión del Espíritu, si algún afecto entrañable, si alguna misericordia,)

Los que tienen tal paz no pueden expresar plenamente lo que significa tenerla, y a los que no la tienen, ella les desconcierta. ¡No pueden entender cómo los cristianos pueden tener los mismos problemas y a pesar de ello tener paz!

Se cuenta una historia de los tiempos de la Gran Depresión de principios de los años treinta en EEUU. Un panel de oradores que incluía a Clarence Darrow, el distinguido abogado estadounidense y directivo de la Unión Estadounidense por las Libertades Civiles. y ateo declarado, estaba dirigiendo una reunión en el sector sur de la ciudad de Chicago, a la que asistieron mayormente gente de color.

Las condiciones económicas estaban en su nivel más crítico: el dinero y los empleos eran escasos y Darrow usó el hecho para señalar la difícil situación de la gente de color.

Él resumió Los lamentos o quejidos de ellos, diciendo: “¿Y todavía cantáis? ¡Nadie puede cantar como vosotros! ¿Qué motivo tenéis para cantar?”. No había terminado de preguntarlo, cuando una señora de la congregación gritó: “¡Nuestro motivo para cantar es Jesús!”. A la respuesta de ella siguieron muchas expresiones de “Amén” y de aprobación… Contrario a lo que siempre hacía, esta vez Darrow… guardó silencio, pues estaba de cara a algo que no se puede racionalizar, de lo cual ni siquiera se puede hablar en términos humanos: personas que con sus cantos pueden dejar atrás sus lágrimas y elevarse por encima de sus temores, porque andan con aquel que les fortalece para que todo lo puedan hacer [Todo lo puedo en Cristo que me fortalece. Filipenses 4.13]

En resumen la palabra de Dios dice: Y la paz de Dios, que SOBREPASA todo ENTENDIMIENTO, GUARDARÁ vuestros CORAZONES y vuestros PENSAMIENTOS en CRISTO Filipenses 4: 7, cuando esa PAZ esta en nuestro corazones ningún ser humano la va entender, al menos que tenga en el corazón al SR. JESUCRISTO, él es el único que nos da su PAZ y su confianza y podremos decir confiadamente lo que dice el SALMO 46:1 Dios es nuestro amparo y fortaleza, Nuestro pronto auxilio en las tribulaciones. 2 Por tanto, no temeremos, aunque la tierra sea removida, Y se traspasen los montes al corazón del mar; 3 Aunque bramen y se turben sus aguas, Y tiemblen los montes a causa de su braveza. 4 Del río sus corrientes alegran la ciudad de Dios, El santuario de las moradas del Altísimo. 5 Dios está en medio de ella; no será conmovida. Dios la ayudará al clarear la mañana. 6 Bramaron las naciones, titubearon los reinos; Dio él su voz, se derritió la tierra. 7 Jehová de los ejércitos está con nosotros; Nuestro refugio es el Dios de Jacob. 8 Venid, ved las obras de Jehová, Que ha puesto asolamientos en la tierra. 9 Que hace cesar las guerras hasta los fines de la tierra. Que quiebra el arco, corta la lanza, Y quema los carros en el fuego. 10 Estad quietos, y conoced que yo soy Dios; Seré exaltado entre las naciones; enaltecido seré en la tierra. 11 Jehová de los ejércitos está con nosotros; Nuestro refugio es el Dios de Jacob.

Que tengas un excelente día javier.alor@outlook.com

Enlace permanente a este artículo: https://iglesiacasadebendicionmx.com/archivos/462

Deja una respuesta

Tu email nunca se publicará.