LA FORTALEZA

LA FORTALEZA
Una de las cuatro virtudes cardinales, que consiste en vencer el temor y huir de la temeridad. Natural defensa que tiene un lugar o puesto por su misma situación.
PERO ESTO NO ES FÁCIL:
• PORQUE HAY DIFICULTADES EXTERNAS (todo está organizado, todo está descubierto)
PORQUE HAY DIFICULTADES INTERNAS (no sabe bien lo que quiere, ni qué medios tienen para conseguirlo).
Cuando se tiene un objetivo y un proyecto a realizar, necesita fortaleza y esfuerzo para llevarlo a cabo.
PERO ¿QUÉ ES LA FORTALEZA? «ES LA GRAN VIRTUD»:
• La virtud de los enamorados.
• La virtud de los convencidos.
• La virtud de aquellos que por un ideal que vale la pena son capaces de arrastrar los mayores riesgos y si es posible dar su vida.
LA FORTALEZA es la capacidad que nos permite mantenernos fieles a nuestras convicciones y hacerles frente con firmeza y energía a las diferentes situaciones con que nos encontramos en la vida. Los que son fuertes no se dejan tentar por las cosas que no les conviene o no son buenas para ellos o para otros, así se les presenten bajo la forma más atractiva y seductora.
Gracias a la fortaleza aprendemos también a resistir la adversidad, las enfermedades y el dolor en sus distintas formas y a luchar contra ellos sin amargura, poniendo todo de nuestra parte, seguros de que vamos a salir adelante.
PARA SER FUERTES…
• Primero poner toda la confianza en Dios y tendremos su fortaleza.
• Dos, si pasamos por un mal momento, evitemos dejarnos arrastrar por el pesimismo o el desánimo. Recordemos que los sentimientos negativos no son buenos consejeros.
• Y tres no cerremos los ojos frente a nuestras propias debilidades. Aceptémoslas tal como son, con honestidad. Solo así podremos controlarlas.
• La paciencia es LA FORTALEZA del débil y la impaciencia, la debilidad del fuerte, La paciencia es el arte de la espera, la mesura, la reflexión, la templanza al servicio de un objetivo, la paciencia volverá fuerte a quien la apariencia muestra como debilidad, y la impaciencia demostrara incapaz a quien se vanagloria de poderoso.
BENEFICIOS QUE DIOS NOS AFRECE:
FORTALEZA: Seguridad, Majestad y Alabanza. Esos atributos de Dios se reflejan en lo que Dios quiere que nosotros recibamos:
1. SALVACIÓN. Éxodo 13:9 Y te será como una señal sobre tu mano, y como un memorial delante de tus ojos, para que la ley de Jehová esté en tu boca; por cuanto con mano fuerte te sacó Jehová de Egipto. Nos saca del pecado, del mundo y de nuestra propia carnalidad. Por nosotros mismo no podemos, Su fuerza es la que nos permite vencer al pecado en nuestras vidas, así como Cristo lo derrotó, ya sea producido por la seducción del mundo, o por nuestra propia concupiscencia.
2. DEFENSA. Proverbios. 23:11 Porque el defensor de ellos es el Fuerte, El cual juzgará la causa de ellos contra ti. Salmo 35:10 Todos mis huesos dirán: Jehová, ¿quién como tú, Que libras al afligido del más fuerte que él, Y al pobre y menesteroso del que le despoja? Hay un enemigo que es más fuerte que usted, hay quien quiere despojarle de sus bendiciones, quien busca afligirle, pero dios es Fuerte. En algunos momentos usted se encontrará ante quienes parecen más fuertes y que buscan hacerle daño, pero recuerde que tiene un defensor.
3. MORADA DE PROTECCIÓN. Salmo 62:7 En Dios está mi salvación y mi gloria; En Dios está mi roca fuerte, y mi refugio. 2 Samuel 22:3 Dios mío, fortaleza mía, en él confiaré; Mi escudo, y el fuerte de mi salvación, mi alto refugio; Salvador mío; de violencia me libraste. ¿Dónde habita usted? ¿Quién es su refugio? ¿A quién acude cuando tiene problemas?
4. ESTAR FIRME EN MOMENTOS DIFÍCILES. Salmo 46:1 Dios es nuestro amparo y fortaleza, Nuestro pronto auxilio en las tribulaciones. Salmo 37:39 Pero la salvación de los justos es de Jehová. Y él es su fortaleza en el tiempo de la angustia. Todos tenemos tiempos de tribulación, enfermedad o necesidad, pero Dios se ofrece a ser nuestro auxilio fuerte. Salmo 30:7ª Porque tú, Jehová, con tu favor me afirmaste como monte fuerte. ¿Ha sentido que se le acaban las fuerzas? Dios nos da fuerzas para ser como monte.
SALMOS 57: 1 «Ten misericordia de mi oh Dios, ten misericordia de mí. Porque en ti ha confiado mi alma, y en la sombra de tus alas me amparare, hasta que pasen los quebrantos».
Que tengas un excelente día javier.alor@outlook.commifortaleza

Enlace permanente a este artículo: https://iglesiacasadebendicionmx.com/archivos/207

Deja una respuesta

Tu email nunca se publicará.